Hadas

Estándar
Cuéntame un cuento
-exigió Luciérnaga de Fuego
¿Por qué? ¿es que también te los comes?

Sólo las oes, las aes, las ies y las ues. Las kas pinchan demasiado y las zetas me zumban en los oídos.

Las letras que tienen puntitos encima se me pegan en los dientes, y las eses a veces se me cuelan dentro de la ropa y me hacen cosquillas.

Ah, y que sea con final feliz, Mayor Slightly, porque sino, me entra dolor de barriga.

De modo que Slightly se metió el agradable calorcito de Luciérnaga de Fuego en el bolsillo de la camisa

¡Ah, y asegúrate de que salga algún duende!
Y le contó el cuento que tenía en la cabeza en ese momento.

Peter Pan de rojo escarlata

Y tú? Qué quieres en tu cuento?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s